PROCEDIMIENTO RECURSIVO EN EL CÓDIGO PROCESAL PENAL DE JUJUY Y EN LOS PROYECTOS DE REFORMA.

Actualizado: 16 abr 2021



PROCEDIMIENTO RECURSIVO EN EL CÓDIGO PROCESAL PENAL (LEY 5623) Y EN LOS PROYECTOS DE REFORMA. LA SITUACIÓN DE LOS AUTOS PROCESALES IMPORTANTES.


a. El Proyecto de Reforma para el Código Procesal Penal de la COMISIÓN REFORMADORA, modifica el sistema recursivo vigente, dejando de lado los tradicionales recursos de Apelación y Casación (se mantiene inconstitucionalidad, queja y revisión), para introducir un esquema genérico de IMPUGNACIONES, a través de JUECES CON FUNCIONES DE REVISIÓN.

Artículo 60 del Proyecto de la Comisión Reformadora - JUECES CON FUNCIONES DE REVISIÓN. Los jueces con funciones de revisión serán competentes para conocer:
a) En la sustanciación y resolución de las impugnaciones, de acuerdo con las normas de este Código;
b) En los conflictos de competencia de los Jueces con función de Juicio, de Control y de Ejecución de Pena;
c) En el procedimiento de excusación o recusación de los Jueces con función de Juicio, de Control y de Ejecución de Pena;
d) En las quejas por retardo de justicia de los Jueces con Función de Juicio, de Control y de Ejecución de Pena; El Tribunal de Revisión se integrará siempre con tres jueces.
Art. 52.- CÁMARA DE APELACIONES Y CONTROL del CPP vigente. Ley 5623. 
La Cámara de Apelaciones y Control conocerá:
1.En los recursos de apelación deducidos en contra de las resoluciones de los jueces de control, de menores, correccionales y de ejecución.
2.En los recursos de queja por apelaciones denegadas.
3.En los recursos referidos a la prórroga del término para la investigación penal preparatoria dictada por los jueces de control, de menores y correccionales.
4.En las cuestiones de competencia que se susciten entre los jueces de control, de menores y correccionales. (Inciso modificado por Ley No 5906).
5.En las inhibiciones y recusaciones de sus miembros y de los jueces de control, de menores y correccionales.
6.En la cesación de la prisión preventiva conforme se dispone en este Código (Art. 321). (Artículo sustituido por Ley No 5906).

Este novedoso sistema, no obstante sus ventajas, trae consigo ciertos interrogantes en lo relativo a una cuestión ya de por sí debatida en la doctrina y jurisprudencia provincial, atinente a la impugnabilidad de aquellos resolutorios que privan de libertad al imputado.

En el Código Procesal vigente (Ley 5623), ninguna duda cabe acerca de que las resoluciones de los Jueces de Control que ordenan la prisión preventiva del imputado son pasibles de ser recurridas ante la Cámara de Apelaciones, cuya competencia en este sentido emana del Art. 522 del Código Procesal vigente.


Ahora bien, con respecto a aquellas resoluciones de la Cámara de Apelaciones que disponen la prisión preventiva del imputado, ya sea por confirmación o revocación de la decisión emanada del Juez de Control, la situación no parece tan clara.


A prima facie parecería que dichas resoluciones no serían casables, en virtud de lo dispuesto por los Art. 458 y ss. del Código Procesal, en lo relativo al recurso de Casación:

 Art. 458.- RESOLUCIONES RECURRIBLES. Además de los casos especialmente previstos por la Ley y con las limitaciones establecidas en los artículos siguientes, sólo podrá deducirse este recurso contra las sentencias definitivas o los autos que pongan fin a la pena, o hagan imposible que continúen, o que denieguen la extinción, conmutación o suspensión de la pena.
Art. 459.- RECURSOS DEL MINISTERIO PÚBLICO. El Ministerio Público Fiscal podrá impugnar:
1. Las sentencias de sobreseimiento confirmadas por la cámara de apelaciones y control o dictadas por los tribunales en lo criminal.
2. La sentencia absolutoria, siempre que hubiere requerido la imposición de una pena.
3. La sentencia condenatoria.
4. Los autos mencionados en el artículo anterior.
Art. 461.- RECURSOS DEL IMPUTADO. El imputado podrá impugnar:
1. Las sentencias condenatorias, aún en el aspecto civil.
2. La sentencia de sobreseimiento o absolutoria que le imponga una medida de seguridad o lo condene a la restitución de daños.
3. Los autos que denieguen la extinción, conmutación o suspensión de la pena.

Por supuesto, el derecho de toda persona sometida a proceso se construye no solo sobre la base normas sustantivas y adjetivas, sino también a través la interpretación jurisprudencial y doctrinaria de dichas normas. Y es aquí que entra en juego la doctrina de los llamados ̈autos procesales importantes ̈, en especial aquellas resoluciones ̈equiparables a sentencia definitiva ̈.


Primariamente, la Cámara de Apelaciones adoptó una postura amplia, haciendo eco en la doctrina de los autos procesales importantes, considerando así que sus resoluciones que revocaban una libertad y disponían la prisión preventiva, sí eran recurribles en casación, por tratarse de resoluciones que pueden causar un gravamen irreparable al imputado. Y es que, ¿qué mayor gravamen podría existir que la privación misma de la libertad cuando es ordenada erróneamente, ya sea por un yerro en la aplicación o interpretación adjetiva y/o sustantiva del derecho?